El dopaje: ¿la mejor opción para el mejorar el rendimiento deportivo?

Publicado el 14 de enero de 2020

Andrea Foyo Leos
Universidad Marista de San Luis Potosí, Taller de Psicología Jurídica
emailandyvillafo@hotmail.com

¿Cuál puede ser el alcance de la presión en los deportistas en general? Hay muchos factores que pueden influir en la presión que tiene un atleta, tanto fuera como dentro de sus diversas disciplinas.

Otra pregunta que nos podemos hacer es: ¿hasta dónde es capaz de llegar un deportista amateur y/o profesional sin ayuda alguna? ¿Qué tipo de ayuda pueden recibir? Muchas. Me puedo referir a que tienen ayuda en casa, siempre es bueno; mantener los pies sobre la tierra es esencial. Pero qué pasa cuando los deportistas mezclan la fama, los buenos salarios que de igual forma influyen, el tipo de vida que empiezan a tener con la presión de representarse a ellos o a algo.

En lo personal, para no recaer en temas que nos pueden llevar hasta lo legal, creo que puede ser muy importante e influyente, en las buenas formas, el apoyo psicológico de un especialista para un atleta.

Llevarlo de la mano en todo su proceso, asesorando, apoyando e irlo orientando en su especialidad, dándole ese balance necesario para no caer en ciertos desvíos que cualquiera pudiera llegar a tener.

El dopaje es un fenómeno, si le podemos llamar así, en el que cualquier deportista, atleta, jugador amateur o profesional recae. Y recae con frecuencia sin la ayuda necesaria.

Veámoslo de otra forma, los temas legales para la reputación de cualquier persona no es un tema fácil de tratar y mucho menos de digerir; cómo podrá entorpecer o acabar con la carrera de alguien es un proceso demasiado largo, tedioso y costoso en todos los ámbitos. ¿Cómo evitarlo? Podemos tratar con un especialista en el tema, con la ayuda de psicólogos especializados en el deporte.

En el desarrollo que está a continuación veremos un poco más sobre el tema, los alcances malos del dopaje, las buenas orientaciones que puede aportar el especialista y el constante apoyo que pueda otorgar.

La psicología deportiva es una ciencia que se centra en mejorar el rendimiento deportivo a través de la observación y evaluación de diferentes variables; tales como la motivación, activación, el control de estrés, la autoconfianza, la cohesión de equipo, comunicación, atención y concentración. Todo esto se lleva a cabo a través de una cadena de movimientos, la cual sugiere entrenamientos que incluyan el ámbito táctico, técnico, mental y físico, todo esto para poder generar herramientas en el deportista y enseñarle a usarlas en el momento adecuado.

Tristemente la psicología deportiva no se ha popularizado por la falta de conocimiento ante esta ciencia. Mucha gente sigue sin saber la verdadera función de un psicólogo y cómo éste puede trabajar con cualquier tipo de personas, en el caso del deporte es mucho más complicado, ya que muchos entrenadores tienen la idea de que pueden ser psicólogos y que ellos tienen las herramientas para ayudar a sus deportistas, o peor, se les exige y demanda una cantidad excesiva de energía en los entrenamientos, olvidándose de que son personas y no máquinas. Por lo cual los lleva a tomar medidas para poder rendir en los entrenamientos y competencias.

En vez de tener un psicólogo muchos entrenadores o directores deportivos prefieren usar técnicas de dopaje para mejorar el rendimiento de los deportistas, ya que los resultados pueden ser medibles y demostrados, además de que es más rápido que tener una hora de intervención con un psicólogo una vez a la semana.

En términos generales, se recurre al dopaje por dos razones básicas: mejorar el rendimiento y mantener controlados los estados emocionales indeseados (ansiedad, miedo, desánimo, etcétera). De forma más pormenorizada, diversos estudios mencionan motivos como la imitación, el afrontamiento del estrés o el cansancio (Josep Pla, psicólogo del deporte).

Para este tipo de situaciones en las que el deportista se ve invadido de ansiedad, miedo o desánimo puede intervenir un psicólogo, ya que te enseña a lidiar con este tipo de situaciones antes, durante y después de la competencia, incluso en los entrenamientos.

En algunos casos también se puede recurrir a sustancias para mejorar aspectos psicológicos como la falta de confianza o las dificultades de concentración, o para tener efectos físicos como lograr el control rápido del peso, aumentar los efectos del entrenamiento, aumentar la masa proteica o reducir las sensaciones molestas y dolorosas (Josep Pla, psicólogo del deporte).

El dopaje está penalizado en el deporte, incluso existe un código de la WADA (World AntiDoping Agency), el cual habla de las drogas que podrían usarse en algunos deportes y las que están totalmente prohibidas. Sin embargo, esto no impide a los atletas que lo usen para mejorar su rendimiento. Para evaluar si un deportista está dopado se hacen diferentes pruebas, las cuales deben pasar para poder llegar a competir en una olimpiada.

No obstante, en varias competencias y olimpiadas han existido casos en los cuales países contaban con todos sus atletas dopados. En los Juegos Olímpicos de 2014 en Sochi, por ejemplo, Vladimir Putin quería obtener los mejores resultados para dejar a Sochi en alto, por lo cual le pidió Grigory Rodchenkov, director del laboratorio de WADA en Moscú, le ayudará a hacer que sus atletas pasaran las pruebas de antidopaje. Esto se pudo lograr y Rusia quedo en primer lugar en cuanto a medallas de oro. Cuando el gobierno se enteró de lo sucedido decidió penalizar a Rusia, dejándola fuera de las olimpiadas de invierno de 2018.

Es importante empezar a dar a conocer las ventajas y el impacto que puede tener un psicólogo en un deportista de alto rendimiento, ya que además de dar las herramientas necesarias para que el deportista pueda sobrellevar una situación de estrés o ansiedad, puede ayudarle al deportista a saber sus niveles de activación y rendimiento y enseñarle a controlarlos. En la actualidad existen diferentes tipos de test para poder evaluar niveles como la ansiedad, el estrés, la cohesión de equipo, la activación y el rendimiento, por lo cual hace más fácil poder evidenciar el impacto que tiene un psicólogo en un deportista.

En el área de la psicología deportiva no sólo se trabaja con el deportista, sino que también con el ambiente en el que éste se desenvuelve, en muchos casos el problema o el detonante no está en el deportista sino en las personas que lo acompañan. Se puede trabajar de forma indirecta con el deportista, esto se refiere a trabajar con el entrenador, padres de familia, amigos, pareja, etcétera. Estas personas pueden ser las que generan ansiedad, estrés o hasta desconfianza, por cual es importante el trabajo con estas personas.

Se deben destacar las ventajas que tiene el llevar un proceso de intervención con un psicólogo especializado en el deporte, ya que el psicólogo te va a dar las herramientas para que te vayas conociendo, ya sea en cuanto a tu rendimiento, hasta dónde eres capaz de llegar, como darte cuenta de que estás pasando tus límites en el entrenamiento, enseñarte a conectar la mente y el cuerpo para generar un equilibrio entre ambos, cómo afrontar los diferentes factores de estrés, recuperarte psicológicamente después de una lesión o cómo superar el miedo al fracaso.

¿Hasta dónde debe de llegar (como obligación) el deportista en su sano desarrollo mental y profesional? Me atrevo a decir que pocos pueden contestar esa pregunte e incluso sólo los especialistas en el tema.

¿Qué tanto se debe hacer para poder ir entrenando y mejorando las habilidades psicológicas enfocadas al deporte? Si nos basamos en la opinión pública, cuántas personas podrían juzgar a alguien por ir al psicólogo o, al contrario, por no ir.

Quiero hacer un último énfasis en la importancia que tiene el papel del psicólogo especializado en el deporte en general.

Es una base, un pilar en cualquier desarrollo personal y deportivo para el atleta, retomando el punto de la presión sufrida por la razón que sea, lesiones, competencias, derrotas y hasta victorias alcanzadas durante el proceso. Cómo ir canalizando toda esa energía, esas ideas, esas ganas de poderse comer al mundo y no mal canalizarlo yéndose por temas como el dopaje, cayendo en temas de depresión, o bien llevando más allá las alegrías y perderse en el camino que es algo totalmente innecesario para cualquier deportista.

Bibliografía

Cabanillas, Sergio y Vazquez, Sergio (s.f.), “El dopaje entra de lleno en el campo de la ciencia psicológica”, 2019, en: https://deportenvena.wordpress.com/psicologia-en-el-dopaje/

Ezquerro, M. (2008), Intervención psicológica en el deporte: revisión crítica y nuevas perspectivas, 2019.

Pérez Córdoba, E. A. (1997), “El comportamiento y su análisis en el deporte: de la práctica a la teoría (y viceversa)”, Revista de Psicologia del Deporte, 1, 14.


Formación electrónica: Yuri López Bustillos, BJV
Incorporación a la plataforma OJS, Revistas del IIJ: Ilayali G. Labrada Gutiérrez

Enlaces de Referencia

  • Por el momento, no existen enlaces de referencia